El concierto de música infantil “A xalar” a cargo del grupo Trobadorets a las 19:00 h despedirá la edición de este año de la Biblioteca de la Playa Carme Romaní. Temáticamente, el verano ha girado alrededor del clásico infantil de L. Frank Baum “El Mago de Oz”, publicado en 1900 y adaptado al teatro y al cine en numerosas ocasiones.

Un verano más la Biblioteca de la Playa Carme Romaní ha acercado la cultura en un entorno privilegiado: la playa de Castelldefels. Este verano biblioplaya es la única que ha funcionado en la demarcación de Barcelona

En verano, algunas bibliotecas de la Red de Bibliotecas Municipales han cambiado de aires. La biblioteca estival de Castelldefels es una de las más veteranas de la red, porque tiene ya más de 25 años de historia. Este verano ha sido la única biblioplaya de toda la demarcación de Barcelona.

Este año los usuarios han podido disponer de esta única biblioplaya, la de Castelldefels, así como de veintidós ocho bibliopiscinas, y tres otros espacios habilitados para la lectura al aire libre (mercados, jardines, parques). Crear nuevos lectores y asociar la lectura con el tiempo de ocio son los principales objetivos de estos servicios de verano.

La biblioplaya de Castelldefels, ubicada en el parque del Mar, volvió a abrir sus puertas el pasado 1 de julio, y finaliza sus actividades el 30 de agosto. Se encuentra en el parque del Mar (en el paseo Marítimo, junto a la calle 11).

De lunes a viernes, de 17:30 a 21 h ha proporcionado a los bañistas materiales para todo tipo de edades e intereses: novela corta, cómics, cuentos, revistas y periódicos, un tipo de documento que permite la lectura rápida. También se ofrecen actividades como talleres, charlas y narraciones de cuentos y, en algunos casos, también acceso al servicio Wi-Fi. Para utilizar toda esta oferta, el usuario sólo ha tenido que presentar algún documento que lo identificara.

Actividades a diario

Durante el mes de julio, cada tarde, y durante agosto los lunes, miércoles y viernes se han programado actividades familiares y gratuitas para todos.

La biblioteca de la playa de Castelldefels lleva el nombre de la bibliotecaria que la fundó, Carmen Romaní, como recuerdo y homenaje.